Debemos recordar lo importante de la Historia de Panamá

17472_0_9_ENERO_64__10

Hoy es uno de esos días en que muchos hablamos del pasado, de lo importante que es recordar los evento que marcaron nuestra nacionalidad.

No me atrevo a decir que todos, porque siempre existirán esos indiferentes que viven por vivir y menosprecian el acto de las personas que han luchado por crear un mundo, un país mejor, pero la gran mayoría es anuente de los sucesos que un día como hoy en 1964 sucedieron en Panamá: La gesta de los mártires.

Siempre me ha apasionado la historia, porque aunque suene cliché, es la que nos ayuda a entender la actualidad, lo que nos rodea, nuestra manera de pensar. Desde pequeño, siempre me gustaba entender por qué sucedían las cosas y todo el efecto domino que una acción conlleva; curiosidad que no ha menguado al día de hoy.

Es interesante lo que uno encuentra navegando. Hace ya buen tiempo, me encontré con una colección de distintos documentos que La Critica tiene publicados en su página sobre la historia de Panamá en el siglo XX con la colaboración de dos historiadores de Panamá: Dra. Patricia Pizzurno  y Dr. Celestino Andrés Araúz. Hablan de temas como:

  • Los inicios de la República
  • La modernización con Porras
  • El Chiarismo
  • Panamá en la 2da guerra mundial
  • El Nacionalismo
  • El Torrijismo
  • La Narcodictadura
  • La Invasión
  • Democracia entre 1990 y 1999.
  • Entre otros

De igual manera, existen otros documentos en línea que nos hablan sobre la historia de Panamá, como los que se encuentran en la Biblioteca Nacional de Panamá: Panamá Hispano (1501-1821) y Hechos sobresalientes en la Historia de Panamá.

La educación en la escuela sobre la historia de nuestro país debería ser mucho más profunda de lo que actualmente es. Hay tantos temas que no se toca, pero que merecen ser estudiados.

De igual manera, depende de nosotros crear una cultura que despierte el interés,  que promocione el patriotismo, no sólo en fechas importantes como hoy.

Foto: CNTP al día

Advertisements

Un 5 de noviembre en Lewes, Inglaterra: Bonfire Night

La máscara de arriba se ha vuelto famosa internacionalmente entre los grupos que protestan contra los políticos y el sistema en general, desde el lanzamiento en 2006 de la película V for Vendetta.

El origen de la máscara y la historia de V for Vendetta nos lleva hasta Guy Fawkes, famoso por la fallida conspiración de la pólvora, complot organizado en 1605 por un grupo católicos contra el rey protestante James I y el parlamento, que buscaba colocar un rey católico en el trono inglés.

Para 1606, el parlamento decreto el “An Acte for a publique Thancksgiving to Almighty God everie yeere of the Fifte day of November“, donde se hacía un llamado a celebrar y dar gracias a Dios por el fallo de la conspiración del 5 de noviembre.

Antes de 2009, no conocía todos los detalles de esta historia, pero mientras estuve en Inglaterra ese año, tuve la oportunidad de ser invitado a viajar hasta el pueblo de Lewes,  muy famoso por Bonfire Night Guy Fawkes Night como los ingleses llaman a la noche del 5 de noviembre.

Dentro de todos los momentos que viví en Inglaterra,  esa noche fue la más INGLESA de todas; más que conversar con mi familia inglesa sobre historia británica, ver quiz shows en las noches con ellos (lo cual es muy común) o ir a comer Fish and chips.

El viaje desde Brighton, donde vivía, hasta Lewes dura aproximadamente 15 minutos en tren.

Cuando llegamos, la primera impresión de Lewes fue: este pueblo se quedo congelado en el tiempo. Solo los carros en las angostas calles, me recordaban que no había viajado en el tiempo al siglo XVI.

Tuvimos que esperar a que la noche cayera para que el festival empezara. Si de día pensé que el pueblo era de otros tiempos, de noche, con sus oscuras calles, me terminé de convencer.

Los participantes de las sociedades llegando a la celebración

Aproximadamente a las 4:30PM, empezaron a salir personas disfrazadas de obispos, soldados romanos, zombies, trajes victorianos. Todas estas personas son los miembros de los que ellos llaman: Bonfire societies, los grupos por pueblos que son los responsables de organizar las actividades de la Noche del 5 de noviembre. Las más viejas Bonfire societies son las de Cliffe y Lewes Borough que se formaron en 1853.

El pueblo de Lewes

Poco a poco, cada sociedad se va colocando en el orden que le corresponde para iniciar el festival, una combinación entre procesión, halloween, marcha zombie y carnaval medieval -todo lo que la Iglesia católica adoraría (Lo siento, tenía que decirlo)-.

Cada sociedad tiene un estandarte con su nombre al inicio de su delegación, seguidos de personas disfrazadas con 17 cruces en llamas, antorchas, barriles encendidos, efigies. Luego de que están completamente ordenados, inicia la procesión, que es acompañada con fuegos artificiales, tambores y cantos, hasta las afueras del pueblo donde se encuentra el campo donde se realizará la hoguera.

Luego del Thanksgiving act de 1606, esta actividades no se realizaban anualmente, aunque así lo disponía el decreto, y eran más similares a disturbios y protestas, que se fueron tornando muy violentas para el siglo XIX, provocando que las celebraciones se realizarán fuera del pueblo y con mucha presencia policial. Solo se volvieron a celebrar dentro del pueblo a mediados del siglo XIX, cuando pasaron a ser más procesiones que motines. Para este mismo tiempo, surgen las primeras sociedades del Bonfire.

La festividad en Lewes, no sólo son el recordatorio de la conspiración de la pólvora, pero también la conmemoración de los 17 mártires (esta es la causas de las cruces en llama que las sociedades llevan) que fueron asesinados en este pueblo entre 1555 y 1557, por las persecuciones Marianas de la Reina María, conocida como Bloody Mary.

Es muy característico de esta festividad, las efigies de Guy Fawkes y el Papa Pablo V (se convirtió en Papa el mismo año de los sucesos de la conspiración), pero también es común encontrar efigies de políticos y figuras públicas envueltos en escándalos. Estas serán quemadas al llevar al hoguera afuera de la ciudad.

La efigie de Guy Fawkes siendo llevado a la hoguera

Curiosamente, una de las efigies que más me llamó la atención fue la de un gordo vestido de MP (Member of the Parliament) y la torre Elizabeth, llamada en ese tiempo la torre del reloj. Era la representación del escándalo de los gastos del parlamento británico que se descubrieron en 2009.

La efigie de MP y la torre del reloj como repudio ante el escándalo del Parlamento de 2009

Luego de mucho caminar, meternos en callejones angostos, oscuros y tenebros para acortar camino, salimos del pueblo a los vecindarios hasta llegar a una pequeña colina, donde las sociedades se reunen para encender una gran hoguera en donde queman las efigies y encienden una enorme cantidad de fuegos artificiales.

La gran hoguera en donde se queman las efigies

Mi fascinación con esta noche se debe a su gran contenido religioso, idiosincrásico y sobre todo histórico. Es una representación de las creencias anglicanas, la esencia inglesa que los distingue de la Europa continental, el respeto a sus monarcas, pero a la vez una protesta contra los políticos, los corruptos.

Aquí les dejo un par de fotos más:

P.D: Escribo de esta experiencia 3 años después, porque para esos tiempos este blog no existía.

J

Un sábado en el museo: Sobre piratería y otras cosas

Como el título lo menciona, el sábado tuve la oportunidad de visitar la exposición: Mare Clausum, Mare Liberum: La piratería en la América Española, que está organizada por la Embajada de España-AECID (Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo) y el Museo Interoceánico de Panamá.

En la exposición se presentan armas de guerras (espadas, cañones, etc), maquetas de fortalezas y barcos, documentos originales y copias escritos en su mayoría en Español medio y caligrafía de la época que tratan sobre la piratería que azotó a los territorios americanos del Imperio Español durante la época colonial.

La documentación que está expuesta proviene del Archivo General de Indias de Sevilla: un patrimonio de la humanidad que se creó en 1785 por órdenes del rey Carlos III, con el objetivo de conservar los millones de documentos, mapas y dibujos referentes a las colonias españolas.

Para mí, un aficionado de la Historia, resultó una excelente experiencia ilustrativa. Cualquier oportunidad que me permita viajar al pasado para entenderlo mejor, siempre es bienvenida.

La exposición nos muestra la batalla entre dos corrientes: Mare clausum (mar cerrado), que era apoyada por Portugal y España para tener el control de las nuevas tierras contra Mare liberum (mar libre), apoyado por las Provincias Unidas (Países Bajos), Francia e Inglaterra. Dando origen a batallas de mar y la piratería.

La exhibición logró ampliar mis conocimientos, desmentir mitos y aclarar dudas sobre temas que no se suelen tocar en la escuela.

Justo antes de irme, descubrí que había otra pequeña exhibición traída por la Embajada de Australia: BALGO. Arte contemporáneo Australiano de Balgo Hills, presentando pinturas de indígenas australianos de Balgo Hill (al noreste de Australia Occidental) que va a estar hasta el 30 de octubre.

Luego de ver ambas exposiciones pensé en cuantas de estas actividades que resaltan el arte y la historia, pasan desapercibidas y que deberían ser incentivadas. Me gustaría ver que el gobierno invirtiera en publicidad, tan masiva como la que usa para publicitar sus “jumbo” ferias o cualquiera de sus actividades que supuestamente hace por el bien de la sociedad.

Todavía están a tiempo de ir a la exposición sobre la piratería en la América Española que estará abierta al público hasta el 27 de noviembre.

El museo está abierto de martes a viernes de 9:00AM a 5:00PM.

Los costos de la entrada son: 2.00 balboas los adultos y 0.75 centavos los niños de 4 a 12 años, jubilados y estudiantes con identificación.

Es hora de empecemos a ser partícipes de este tipo de actividades que nos educan sobre nuestro legado e historia.

J

P.S. Me hubiera gustado que un guía me mostrará todo el recorrido, considero que hubiera sido una mejor experiencia. A parte de este detalle, fue excelente exposición.